neonbrand 8fDhgAN5zG0-unsplash

Cómo crear un historial crediticio en simples pasos

Comienza a hacerte un historial de crédito. Con esta guía sabrás cómo funciona el proceso de crear crédito para que funcione a tu favor.

Ya sea para solicitar préstamos para comprar una casa, rentar un carro, alquilar un apartamento o solicitar una tarjeta de crédito, entre otras cosas, precisas un historial crediticio. ¿No sabes por dónde empezar? Te brindamos algunos consejos útiles para crearlo (y que funcione a tu favor).

Por qué y cómo comenzar a construir tu historial de crédito

Crear un historial crediticio equivale a hacerte de una reputación financiera para obtener más y mejores beneficios en el futuro, como préstamos o tarjetas de crédito. Por eso, es importante que comiences con acciones que fomenten una imagen positiva ante quienes, el día de mañana, podrán entregarte dichas oportunidades. Pero, ¿por dónde empezar para demostrar esa solvencia económica que exigen las agencias de crédito?

  • Pide una tarjeta de crédito asegurada. 

Para obtenerla, se te solicitará que deposites un monto como respaldo. Dicho monto, por lo general, coincide con el del límite del crédito de la tarjeta. Si bien puedes usarla para lo mismo que una tarjeta normal, lo importante es pagar el saldo completo para no generar intereses. 

Antes que nada, dos consejos: asegúrate de que los cargos anuales de la misma sean bajos, y que la compañía emisora le envíe reportes a las agencias de crédito. También es importante que mantengas los gastos de esta tarjeta lo más bajos posible (intenta no sobrepasar el 30%).

  • Sé un usuario autorizado de la tarjeta de crédito de otra persona

Si no puedes obtener una tarjeta como la antes mencionada, podrías contar con que algún familiar o amigo te haga una extensión de la suya. De esta forma, podrás comenzar a construir historial crediticio, siempre y cuando estés seguro de que la compañía que la expidió envía dichos reportes las agencias de crédito. 

  • Solicita un préstamo asegurado (o "credit builder")

Esta es una buena forma de comenzar a construir tu historial crediticio. Funciona así: recibes el dinero como adelanto y comienzas a pagarlo aunque el monto no quede en tu poder, sino en el del prestamista. ¿Qué sentido tiene algo así? Pues, simplemente, crearte un historial crediticio y nada más. De esta forma, siempre y cuando cumplas con los pagos, la institución financiera que lo otorga le enviará un informe a las agencias para que funcione en tu favor. 

  • Pon los servicios a tu nombre (y págalos a tiempo)

De esta forma, quedará registrado que eres el titular responsable de esos servicios, y tus respectivos pagos (siempre que sean puntuales), formarán parte de tu historial crediticio.

  • Rastrea tu historial y puntaje

Una vez que hayas seguido los pasos antes mencionados, es importante que sepas en qué estado está tu historial de crédito y tu puntaje.

Por ley, según consta en la Comisión Federal de Comercio Estados Unidos, tienes derecho a recibir una copia gratuita de tu reporte de crédito cada 12 meses, expedida por cada una de las tres agencias de reportes de crédito: Equifax, Experian y TransUnion. Para obtenerla, puedes ingresar a  AnnualCreditReport.com o llamar por teléfono al número 1-877-322-8228.

No importa si aún vives con tus padres, si no tienes una tarjeta de crédito e incluso, si no cuentas con un ingreso fijo. La mejor forma de establecer un historial de crédito es comenzar inmediatamente con pasos simples pero efectivos.

¿Qué hay de ti? ¿Cuán difícil fue para ti comenzar a crear un historial de crédito? Cuéntanos en los comentarios.

Más en el blog